El hundimiento (Parte 2)


 

El hundimiento del titanic (Segunda Parte)

El hundimiento del titanic (Segunda Parte)

 

Ya iba siendo hora de que publicase la siguiente entrada, y como dije, continuaré desde las fechas navideñas.

Ya sabemos que esas fechas son una bomba en forma de kilos… Ricos, pero kilos :D.

Realmente cuando llegaron las navidades no me pesé, es más, según tengo anotado pasaron 2 meses hasta que volví a pesarme.

Tal y como dije en la última entrada, el día 28 de noviembre pesaba 99 Kg.

Antes de que comenzasen las cenas típicas de la navidad, me compré otro mini stepper, ya que el que usaba de mi hermana se había acabado rompiendo. Esto sucedió unos meses antes.

En aquel entonces pensé que sería por el peso, era evidente, un aparato así puede estar bien para mantenerse un poco en forma a alguien de peso normal. Aún así, yo me lo volví a comprar y creo que me duró una semana hasta que se me rompió el mío también. Fue de manera diferente ya que esa vez fue por un desgastamiento del material mientras que la anterior fue por rotura del hierro directamente xD.

Total, que me quedé sin nada en lo que hacer ejercicio y solo me quedaba mi dieta y el poder andar cada día por mi ciudad, ya que tampoco podía irme a Madrid debido a que ya no tenía el abono transportes…

En mi familia se suelen hacer cenas de navidad bastante abudantes, un poco de picoteo por allí, otro poco por allá, y luego la tipica bandeja de turrones, mazapanes, etc.

Por suerte, no soy muy de ese tipo de dulce, y en la cena tampoco es que me guste todo, por lo que cené de una manera bastante normalita. Eso sí, en Reyes, mi trocito de roscón no me lo quitó nadie :).

Llegó el 28 de enero, me subí a la bascula y… Tachán! 92 Kg! No solo pasé las navidades con éxito sino que encima había perdido!

Por aquellos días, una gran amiga mía me comentó de ir al gimnasio juntos a partir del mes de febrero, y aunque en principio no me hacía mucha gracia por algunas circunstancias, acepté.

Por algunas razones ella no pudo apuntarse pero como yo ya lo había hecho, no tuve más remedio que proseguir… Eso fue el día 2 de febrero y pesaba 91,5 Kg.

Desde entonces suelo ir 5 días a la semana al gimnasio, hago un poco de mantenimiento pero sobre todo cardio para quemar grasa.

Y la verdad es que me está yendo bastante bien.

A día de hoy, 15 de marzo de 2010, estoy en los 86 Kg.

Llevo ahí estancado varias semanillas, en ocasiones bajo a los 85, otras subo hasta los 87… Pero creo que es cosa de la báscula, ya que esto me lo hace de un día para otro. Por eso, la media, 86 :).

Y remando y remando, hemos llegado hasta el presente.

Y como presente que es, comentaré cosas que han pasado hace nada.

El sábado en una fiesta de cumpleaños, coincidí con la prima de una amiga mía, la cuál me vió hará casi 2 años, que pesaba yo los 125 kilos o 130.  Al ratillo, vino mi amiga donde estabamos uno de mis amigos y yo hablando y me comentó algo que ya me ha dicho mucha gente:

“Oye, me ha dicho: ¿Ese es tu amigo? ¿El del cumpleaños? Madre mía que cambio, ¿pero se ha operado no?”

Ahora me hace gracia escucharlo, ya que la operación fue una opción que sopesé en su momento, y la verdad es que no me veía capaz de adelgazar por mí mismo y con esfuerzo casi 60 kilos. Pero hecho está, y ahora solo queda seguir bajando y tratar de no volver a dejar que el Titanic salga a reflote.

Nos vemos en la siguiente entrada mientras rebusco en el mar para ver que cuento xD.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: